jueves, setiembre 27, 2007

La Tercera Corriente

La música del Tercer estilo o Corriente es un término acuñado por Gunther Schuller y se refiere a la síntesis de la música clásica y del jazz. El estilo está notablemente separado del movimiento jazz sinfónico de los veintes en lo que comprende improvisación. En 1961, Schuller definió la Tercera Corriente como “un nuevo género de música ubicado aproximadamente a medio camino entre el jazz y la música clásica” (Schuller, 114) Schuller insistía en que “por definición no hay tal cosa como “Jazz de Tercer Estilo” (Schuller 120)

Schuller notó que mientras los puristas a ambos lados de la Tercera Corriente objetaban contaminar su música favorita con la otra las más agotadoras objeciones eran hechas típicamente por los músicos de jazz quienes sentían que tales esfuerzos eran “un agresión a sus tradiciones” Schuller escribe que “designando a la música como una ‘tercera corriente, separada’, las otras dos corrientes principales podían ir casi por su camino inafectadas por intentos de fusión.” (Schuller, 115) Porque la Tercera Corriente está comprometida en lo clásico tanto como en el jazz, se requiere generalmente que los compositores y ejecutantes sean eficientes en ambos géneros.

Algunos críticos arguyen que la Tercera Corriente, diseñada sobre dos estilos diferentes- diluye La fuerza de cada uno combinándolos. Otros rechazan tales nociones y consideran que la Tercera Corriente como un desarrollo musical interesante.

Schuller sugería que una fusión similar fue hecha por Bela Bartok, quien obtuvo gran aclamación tras incorporar dentro de su música elementos de la música folclórica húngara, el cual había sido previamente fuertemente influenciado por Claude Debussy y por Richard Strauss.

En 1981, Schuller ofreció una lista de lo que “no es la Tercera Corriente”

1. No es jazz con cuerdas
2. No es jazz tocado con instrumentos clásicos
3. No es música clásica tocada por ejecutantes de jazz
4. No es insertando un poco de Ravel o de Schoenberg entre los acordes del be-bop –ni al revés.
5. No es jazz en forma de fuga
6. No es una fuga tocada por ejecutantes de jazz.
7. No está diseñada para abolir el jazz o la música clásica, solamente es otra opción entre muchas para los músicos creativos de hoy en día.” (Schuller,120)

Hubo intentos muy tempranos para integrar el jazz y la música clásica tales como algún ragtime, y piezas sinfónicas tales como la Rapsodia en Blue de George Gershwin de 1924. Algunos trabajos por el compositor francés Darius Milhaud han sido clasificados como Tercera Corriente, pero otros objetan esta clasificación, porque las piezas de Milhaud posiblemente representan jazz material en el contexto del arte musical europeo occidental (música clásica), y no comprende improvisación. Igor Stravinsky contribuyó a este género con varias composiciones incluyendo Ragtime, Piano-rag, Rag Music y The Ebony Concerto, (este último compuesto por el clarinetista Woody Herman y su orquesta en 1945). Otra importante fusión clásico-jazz fue el “Interludio en Si-bemol” de Shaw, grabado en 1935 con el ensamble más inusual de un cuarteto de cuerdas, una sección rítmica de jazz, y Shaw al clarinete. Otros notables compositores en el estilo son John Lewis y su Modern Jazz Quartet, Gunther Schuller, Gil Evans, y William Russo, George Russell, Dave Brubeck y miembros de su octeto y cuartetos (y su hermano Howard Brubeck), Toshiko Akiyoshi, David Amram, Ran Blake, y David Baker. Muchos compositores/ejecutantes de free jazz, tales como Cecil Taylor, Anthony Braxton, la banda Oregon (free jazz band), y Sun Ra, estuvieron también influenciados por la escuela Tercera Corriente.

De verdad, la Tercera Corriente fue más popular a fines de los cincuentas y comienzos de los sesentas, aunque ha ejercido influencia hasta el presente. Mientras los elementos del jazz son incorporados dentro de la música de compositores contemporáneos y los músicos de jazz igualmente continúan acercándose a su contexto musical, una verdadera Música de la Tercera Corriente es extremadamente rara mientras los mayores esfuerzos parecen favorecer una corriente o cambiar entre dos a través de la composición. Ejemplos de grabaciones que sintetizan la música compuesta y la improvisada son los álbumes Miles Ahead, Miles Davis, Gil Evans; Focus, Stan Getz, Eddie Sauter; Alegria, Wayne Shorter; Wide Angles, Michael Brecker. Estos álbumes destacan un solista improvisando en un estilo de jazz sobre un fondo de compleja composición. La Música de la Tercera Corriente será realizada en su sentido más real cuando más músicos aprendan por lo menos estilo e improvisación básica de jazz (especialmente los ejecutante de instrumentos tradicionalmente “no de jazz” tales como cuerdas, cuernos, dobles lengüetas, etc.) permitiendo así las posibilidades de la improvisación a través de todo el ensamble.

Carlos Alberto 27/09/2007

2 comentarios:

14666 dijo...

Hola, muy interesante tu blog, solo quisiera saber de que libro o fuente se saco la informacion referente a lo que dijo Shuller sobre la tercera corriente. Me gustaria leerlo.

14666 dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.